Mitos y verdades alrededor de la lactancia materna
02/08/2016

Se ha demostrado que amamantar es algo positivo para la madre y el bebé. Sin embargo aún circulan varios mitos alrededor del tema que preocupan a muchas madres.

Adriana Caceres, Licenciada en Obstetricia a cargo de la coordinación de obstétricas de la Secretaría de Salud del Municipio, despejó algunos de ellos.

Después del año, la composición de la leche materna cambia y ya no es tan buen alimento para el bebé.

Mito. Seguir amamantando aporta importantes beneficios emocionales aferrando el vínculo madre - hijo y es bueno para el sistema inmune del pequeño. Aunque a esta altura del crecimiento, el bebé obtiene la mayor parte de los nutrientes que necesita a través de otros alimentos, la leche materna sigue dándole calorías, hormonas de crecimiento, inmunidad contra enfermedades, vitaminas y enzimas importantes.

Por otro lado es probable que en caso de enfermedad, sea la leche materna el único alimento que el niño tolere, lo que le ayudará a mantenerse hidratado mientras fortalece su sistema inmune.

Si tengo senos pequeños no podré amamantar o tendré menos leche.

Mito. El tamaño de los senos no está relacionado a la capacidad de amamantar. Es irrelevante. Podríamos decir que casi cualquier mujer puede ser capaz de amamantar, siempre y cuando dispongan de información exacta y de apoyo adecuado.

Las causas que contraindican la lactancia materna (algunas enfermedades o medicamentos) son muy raras, casi excepcionales.

Si la mamá está enferma, no debe amamantar

Mito. Si se trata de afecciones menores como puede ser una gripe no muy fuerte, tos, resfrío u otra enfermedad leve puede seguir amamantando. En tal caso, antes de tocar al bebé conviene lavarse las manos y, si es necesario, cubrirse nariz y boca con un barbijo o un pañuelo.

Si en cambio es una enfermedad más grave, antes de tomar cualquier medicación deberá consultar al médico. Si el medicamento que debe tomar es incompatible con la lactancia y no hay otra alternativa, se puede mantener la producción de leche haciéndose una extracción manual o con sacaleche mientras dura el tratamiento para después retomar la lactancia.

La leche materna previne el cáncer de mama.

Verdadero. Diversos estudios han comprobado que afortunadamente es una de las formas de reducir el tumor más frecuente entre las mujeres, sobre todo si el periodo de lactancia es de por lo menos 12 meses.

Para tener más leche, hay que beber mucha leche.

Mito. Lo importante es estar bien hidratada, y para eso lo más recomendado es beber abundante agua.

No todas las mujeres producen leche suficiente para satisfacer el bebé

Mito. Es prácticamente imposible que una madre no tenga la capacidad de producir leche. El bebe controla la cantidad de leche que debe producir su mamá, por eso es importante respetar la demanda del bebé, es decir, dejarlo que tome todas las veces que necesite asegurando una buena prendida al pecho de la madre.

Si las madres están embarazadas de otro bebé deben dejar de amamantar

Falso. Aún estando embarazada de otro bebé la madre puede seguir amamantando. No existen razones médicas para que una mujer tenga que destetar a su bebé durante un posterior embarazo.

Si tengo prótesis no podré amamantar

Falso. Una mujer puede amamantar perfectamente teniendo prótesis mamarias. Es importante el lugar donde se colocan en relación con la glándula mamaria, para evitar daños en los conductos lácteos y los nervios.

Recibí noticias por correo electrónico

  • aumentar
  • reducir
  • Mail
  • Imprimir
911
Emergencias policiales
0800-999-1234
Línea gratuita municipal
100 4255-2022
Bomberos voluntarios
107
SAME
mapa de Florencio Varela

isologotipo de la Municipalidad de Florencio Varela
25 de Mayo 2725
Florencio Varela
C.P.: 1888 / (+5411) 4237-1601
contacto@varela.gob.ar