X
NOTICIAS
Centro de Jubilados y Pensionados “La Primavera Varelense”
Una usina de ficciones
02/11/2016

Sus puertas ocultan un espacio de creatividad, ingenio y tenacidad. Cruzarlas posibilita el inicio de una aventura: construir un relato para transmitir un mensaje sincero respaldado por la sapiencia adquirida durante años.

En el barrio Villa Cirio, funciona una auténtica fábrica de historias materializadas en atractivos cortometrajes con una amplia gama de temáticas. El amor, la solidaridad, los recuerdos de la infancia o diferentes problemáticas sociales son los disparadores para comenzar el arduo trabajo de producción.

Los directores, guionistas, camarógrafos o actores son los abuelos que asisten cotidianamente al Centro de Jubilados y Pensionados “La Primavera Varelense”. Participan en talleres para ampliar sus conocimientos sobre cinematografía con una misión: perfeccionar las técnicas empleadas para generar contenidos audiovisuales.

Tras rodar cuatro encantadoras películas, comienzan las tareas para su próximo film con  la misma vitalidad que exhiben al evocar su ópera prima donde narran los contratiempos inherentes a la tercera edad ante el fallecimiento de un ser querido.

El éxito de su debut en la pantalla derriba fronteras. Obtienen el primer puesto en un festival artístico celebrado en Lanús. Luego, viajan a La Rioja y son galardonados con el premio más importante de un certamen provincial. Además, reciben distinciones desde México y Colombia por la proyección de su obra en diferentes concursos internacionales.

“Trabajamos en equipo. Las reuniones son muy divertidas. Usamos vivencias propias como ideas para contar lo que ocurre tanto en nuestras casas como en las calles”, detalla Teresa D´Onofrio, titular de la institución.

Combinan su extraordinaria imaginación con una indiscutible dosis de talento durante encuentros repletos de anécdotas, risas y compañerismo. “Disfrutamos cada reunión. Las charlas son muy enriquecedoras. Es un modo de ejercitar la memoria. Mantenemos un espíritu joven”, resalta Antonina Mene.

El mandatario comunal -Julio Pereyra- visita la entidad situada en la intersección de la calle Cerro Famatina con Las Américas para compartir un desayuno. Asombrado por las tareas efectuadas, expresa su admiración “por la capacidad para concretar cada proyecto”.

“Debemos dedicarle un tiempo a las acciones que nos hacen bien. Es gratificante afrontar cada iniciativa con gusto para nuestro bienestar”, reflexiona el Intendente durante la charla y alienta la continuidad de las labores junto a la comunidad.

El reconocimiento es un gran estímulo. La calidez de los protagonistas y el colorido de la propuesta resultan el motivo esencial para evitar el encierro en el hogar. “Adoptamos un lema que descubrimos en un evento: más zapatillas, menos pastillas. Deseamos aumentar la cantidad de personas que nos visitan para compartir un momento juntos”, revela D´Onofrio.

De esa manera, renuevan a diario el compromiso de mantener en funcionamiento un ámbito donde compartir charlas, brindar contención, eludir la soledad y planificar nuevas grabaciones. Una responsabilidad vigente hace dos décadas.

  • aumentar
  • reducir
  • Mail
  • Imprimir
 te ha enviado una noticia desde Florencio Varela: